Bola de sebo

Mi primer encuentro en el universo de Guy de Maupassant, es con bola de sebo. Título bastante atractivo y curioso, pero que mantiene divididas las especulaciones de los lectores.  Por una parte, muestra un retrato general, profundizado en el aspecto psicológico y social del  personaje central: Elizabeth Rousset. Siendo prostituta y  mejor conocida como bola de sebo por su gran cuerpo voluptuoso.

Por la otra parte, acontece el conflicto de Prusia y Francia, los aspectos políticos y la forma de vida de las clases sociales, mediante reglas morales, que al ser naturales, no se someten a juicio. La historia transcurre en un viaje con rumbo a El Havre, donde se encuentran dos matrimonios de Ruan, dedicados a los negocios y con riquezas, dos monjas, un revolucionario apasionado, un matrimonio de la nobleza, y bola de sebo. En él se relata la hipocresía de las altas esferas sociales, el despotismo humano y la preservación personal del ego, la crítica de los ricos a los pobres. La marginación de los sin voz, los que no cuentan  y que son aplastados por los que mantienen la oligarquía, pero que, de una riqueza económica, no pasan sus pensamientos. Bola de sebo, al ser prostituta, y tener condición de ser lastre, por su condición social se tiene que “sacrificar” por los demás, para así poder seguir el viaje.

Tenía tiempo esperando leer a este escritor francés, quiero interpretar su estilo de escritura ante otros como: Antón Chéjov o Edgar Poe. No me decepcionó en absoluto, la complejidad del escrito, y lo escondido del mensaje hace tan interesante este relato, que sin duda, se presta muy fácil a una controversia y a diferentes puntos de vista. A pesar de haber sido publicado en 1880, el mismo problema sigue vigente en nuestros días.

 

 

 

Anuncios